AnálisisAnimeOpiniónReseña

Batman Ninja | Reseña Anime

La presente redacción es un conjunto de mis conclusiones e ideas personales que han sido generadas luego de ver el largometraje en cuestión.

Mis puntos de vista son meramente subjetivos; y, por ende, no deben tomarse como una verdad absoluta.

Probablemente a estas alturas varios de ustedes se preguntarán:

¿Cuál es la diferencia entre una Recomendación y una Reseña en este blog?

Y es que, pese a que ambos tipos de redacción conservan rasgos y fines similares (véase nuestra política de no spoilers y el fin de difundir este medio que nos apasiona), el punto de inflexión entre ambas redacciones y motivo por el cual etiqueto mi opinión como una Reseña, está dado por mis deseos de no solo destacar los puntos favorables de una historia, sino también ser crítico frente al material que es consumido y entender por qué funciona.

Es con estos planteamientos en mente que me decidí por trabajar en esta sección del blog; no obstante, es el anime aquí presente el que pone en manifiesto lo previamente mencionado. Ya que como pocas veces entraron en conflicto mis juicios como aficionado al arte en general.


Batman Ninja

Tipo: Película

Nro. de episodios: 1

Casa Animadora: Kamikaze Douga

Dirección por: Mizusaki, Junpei

Fecha de emisión: 24/04/2018

Fuente original: Ninguna

Géneros: Acción


Poniéndonos a contexto…

Batman (Bruce Wayne) se ve envuelto en un altercado que termina por enviarlo al Japón feudal. Encontrándose con que el Joker (Guasón para Hispanoamérica) y el resto de sus villanos han tomado el control de dicho territorio.

Frente a una abrumadora desventaja en fuerzas y recursos; Bruce Wayne deberá demostrar que el poder de Batman no se halla en sus gadgets o equipo, sino en el ingenio y el espíritu del hombre detrás de la máscara.

 

Seamos técnicos por un momento…

Sí, aunque usualmente empiezo este tipo de artículos tratando de analizar cada aspecto posible en la trama y desarrollo, para esta ocasión he decidido comenzar con uno de los elementos que fue rudamente criticado en un principio, y este es su animación. Y creo yo que este no era un miedo mal fundamentado, ya que en los últimos años hemos visto como varias producciones han empleado el CGI de manera descuidada. Llegando a ser este un punto ambivalente que ha ofrecido más desaciertos que aciertos.

No obstante, Batman Ninja es un claro ejemplo de que el desempeño no se halla en las herramientas; consiguiendo no solo una animación fluida con escenas bien ejecutadas, sino también un nivel sobresaliente en el detallismo de sus fotogramas (me atrevería a decir que iguala a “Sword of the Stranger” en este aspecto), a la par de qué logra una de las mejores transiciones del 2D al 3D, en una de las escenas que probablemente queden para la posterioridad como un modelo a seguir.

En cuanto a la estética de sus personajes, esta toma elementos propios de la época sin sacrificar la esencia de los mismos; uno de los ejemplos más destacados es el de “Dos Caras” que conserva el icónico patrón dual en su vestimenta japonesa.

Si tuviese que sintetizar mis conclusiones en una sola frase diría que:

Batman Ninja marca el estándar que se debería seguir en las futuras producciones hechas por CGI; y en términos audiovisuales, tiene poco o nada por reprochar. 

 

“La fina línea que divide el amor del odio”

Como ya mencioné en el preludio de esta reseña, este anime ha representado un conflicto interno entre mis diversos criterios. Puesto que si bien es una obra que cuida bastante sus apartados técnicos; a nivel narrativo, guarda mucho que desear.

Argumentalmente lo consideré en primera instancia una idea simplona, que buscaba una excusa para poner a Batman en un contexto diferente y popular; y aunque no estaba del todo equivocado, en más de una ocasión quedo demostrado que la idea y sus posibles desarrollos, tenían el potencial para construir una trama sobria y bien estructurada. Sin embargo, todo esto se ve empañado por una sucesión de acontecimientos demasiado inverosímiles. Llegando a utilizar el recurso del “Deus ex Machina” en más de una oportunidad (perdí la cuenta luego de la 4ta vez).

Y es que probablemente la consecuencia de tener a Kazuki Nakashima (creador de “TTGL” y “Kill la Kill”) como guionista, es que la obra bebió demasiado del surrealismo que nos embelesó en Tengen Toppa, el cual no termina de incorporarse naturalmente en una historia “seria” de Batman.

Ahora bien, en cuanto a los personajes secundarios mostrados, cabe decir que varios de ellos fueron limitados en sus roles por los 80 minutos de duración del filme (70 si contamos los créditos); esto tuvo como consecuencia versiones superficiales de los mismos; aunque, salvo por algunas excepciones, fueron representaciones aceptables (poniéndolos en contraste con los comics). Dicho esto, las aproximaciones de los protagonistas son muy fieles y acertadas; tanto Batman como el Joker desempeñan un rol activo en el desarrollo del uno con el otro, el cual los fuerza a ambos a adaptarse a las circunstancias.

“La Batifamilia” en esta nueva representación

Aunque, si bien la relación entre Batman y el Joker fue simplificada; los giros argumentales que estos efectúan son suficientes para elevar, levemente, una historia que en promedio se construye sobre absurdos convenientes.

Una historia que en promedio se construye sobre absurdos convenientes

 

“Cuestión de perspectiva”

Probablemente el mayor detractor en mi conciencia, se halla en que este no es el Batman ni el tipo de anime al que estoy acostumbrado de ver. Esto último a un nivel meramente narrativo.

Asumo yo, que el tono de Batman Ninja es una respuesta por parte de Warner hacia el anterior intento por llevar a Batman al anime (Batman: Gotham Knight), el cual exhibía seriedad argumental, pero carecía de emociones superlativas.

Batman: Gotham Knight (2007) por Madhouse y Production I.G

Es así que Batman Ninja nos ofrece una versión frívola y casi risible del “Caballero de la Noche”; no obstante, pese a todos sus defectos, es entretenida. Y es esta la razón por la que triunfa como tal. Ya que, Batman Ninja no solo apela a los fans del personaje y a los consumidores del anime, sino hacia un público más casual y recurrente.

Teniendo en cuenta lo anterior, esta película ofrece acción trepidante y épica en cada una de sus peleas y momento “clímax” (créanme que fue gratificante poder gritar “Giga Drill Breaker” en una película de Batman); a la par de que refresca no solo al afamado personaje de DC Comics, sino también al anime en general.

Refresca no solo al afamado personaje de DC Comics, sino también al anime en general.

 


No se olviden de dejar sus comentarios, recuerden que ustedes nos ayudan a ser mejores.

 

Bendiciones y hasta una próxima ocasión…

Seuseng
El autorSeuseng
Cristiano confeso, escritor independiente, aficionado al cine, la literatura y la animación. Los invito a que exploren conmigo cada uno de los aspectos que nos enamoran de este magnifico medio conocido como el anime.